Cuando pensamos en el objeto más representativo de un bebé sin duda nos viene a la mente el chupete junto con el biberón. Los chupetes son uno de los objetos más comprados con la llegada de un hijo o hija. Sin embargo, no son indispensables ni obligatorios, pero tienen numerosos beneficios y prácticamente todos los pequeños los usan.

Este utensilio sirve principalmente para sustituir el pecho de la madre, más concretamente el pezón, y resulta ser un gran calmante para los bebés. No obstante, como todo, tiene sus ventajas y sus desventajas, por ello es fundamental introducirlo y retirarlo en su momento y comprar el adecuado para nuestro pequeño.

Lo más importante

  • Los chupetes son uno de los productos más utilizados por las familias con bebés desde hace numerosas generaciones. Estos productos son utilizados para calmar al bebé a través de la succión de una tetina que simula la forma del pezón de la madre. Aunque tiene otros beneficios como reducir el riesgo de Muerte Súbita del Lactante.
  • Encontramos numerosas variantes en el mercado, por lo que debemos fijarnos en los materiales de la tetina: látex o silicona; en su forma: de cereza, fisiológica o anatómica; en su diseño: que tenga orificios de ventilación y asa; y en la seguridad del producto: siempre debe adquirirse el de la edad adecuada para nuestro bebé.
  • Hemos seleccionado los mejores y más vendidos para que puedas conocer sus características y precios. Entre ellos encontramos los chupetes “Soothie” de Philips Avent, libres de BPA y con tetina anatómica, o los “Physio Soft” de Chicco, sin duda los mejores en relación calidad-precio.

Los mejores chupetes del mercado: nuestros favoritos

A la hora de adquirir un chupete hemos de tener varias cosas en cuenta para que así sea efectiva su función calmante y no pueda producir ningún tipo de riesgo. Encontramos diferentes tamaños, formas y materiales de chupetes, por lo que hemos investigado las mejores opciones del mercado junto con sus características principales.

El mejor chupete para los más pequeños

Este producto perteneciente a la marca Philips está formado por silicona médica, altamente resistente, y es libre de BPA, químico utilizado en la fábrica de plásticos y otros productos como biberones que resulta cancerígeno para el ser humano. Tienen una tetina anatómica para buen crecimiento de los dientes.

Están indicados desde el nacimiento hasta los tres meses, aunque podemos elegir la opción para mayores de esa edad. Son aptos para lavavajillas y se pueden esterilizar. El conjunto viene con dos chupetes incluidos y lo encontramos por unos 7€ aproximadamente. También está disponible en azul y verde o morado y rosa.

El chupete más cómodo y ergonómico

En este caso el chupete está disponible solo a partir de seis meses y a partir de doce. Su forma ergonómica permite una comodidad asegurada para el niño, tanto de día como de noche. Su diseño es sencillo pero aporta suavidad y ligereza, facilitando el desarrollo de la boca sin ningún tipo de dificultad, ya que su tetina es ortodóntica.

Tiene orificios de ventilación y está formado con silicona, ayudando también a calmar el dolor de encías con la aparición de los dientes. A la hora de adquirirlo en Amazon, lo podemos comprar a pares y con dos combinaciones de color, rosa y morado o verde y azul. Podemos decir que este producto es de los mejores en relación calidad-precio.

El chupete más innovador que brilla en la oscuridad

De nuevo con la marca Philips Avent, tenemos estos chupetes que sirven desde el nacimiento hasta los seis meses, aunque lo podemos encontrar también desde seis meses hasta los dieciocho. Este modelo, además tiene una anilla de seguridad que brilla en la oscuridad por lo que es perfecto para la hora de dormir.

Está formado a partir de silicona y su tetina es anatómica y flexible. Se puede esterilizar y lavar en el lavavajillas sin sufrir ningún tipo de deformidad o riesgo. Está disponible en varias tonalidades como azul, amarillo o rosa, pero se envía de forma aleatoria. Además, muestra una gran calidad-precio.

El chupete con mayor transpiración

Este chupete pertenece a la marca Babyartikel y está disponible desde el nacimiento hasta los seis meses o desde seis hasta dieciséis. Su mayor rasgo es el diseño, es innovador gracias a su forma, que permite una mayor transpiración. Además, tiene bordes redondos para mayor comodidad del pequeño.

El modelo MAM ha sido aprobado por dentistas y ortodoncistas para asegurar la mayor calidad y el menor riesgo de sufrir problemas dentales. Son reconocidos por sus atractivas colecciones, en este caso no se puede elegir, es aleatorio a la hora de comprar. Tiene una tetina compuesta por silicona de seda, característica de la marca.

El chupete que reduce al máximo la irritación

La característica principal de estos chupetes es sin duda su sistema de ventilación con 6 orificios para reducir cualquier irritación provocada por la saliva o el roce del chupete. La tetina es de silicona anatómica y su forma es redondeada y simétrica arriba y abajo. Se pueden esterilizar al hervirlos o meterlos al microondas.

Son aptos a partir del nacimiento y hasta los seis meses o desde los seis meses y hasta los dieciocho. A la hora de comprarlos tenemos la ventaja de que deja elegir entre una unidad o dos (de colores o con diseños). Y la desventaja la encontramos en que no deja elegir ni color ni diseño, son aleatorios.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los chupetes

Como ya hemos comentado, encontramos diferentes modelos de este producto en el mercado y es totalmente necesario seleccionar el idóneo para que nuestro pequeño no corra ningún tipo de riesgo. A continuación, podrás conocer la información básica sobre este producto tan utilizado por los bebés de todas las familias.

bebé dormido con chupete

Es fundamental saber que el uso prolongado de los chupetes puede provocar más riesgos que ventajas, por lo que hay que seleccionar el chupete adecuado a cada momento y quitarlo cuando ya no sea necesario.
(Fuente: Anna Grigorjeva: 37732548/ 123rf.com)

¿Qué son los chupetes?

Los chupetes son objetos que simulan la forma del pezón de la madre y sirven para calmar al bebé como función principal, aunque tienen otras ventajas como evitar la muerte súbita del lactante. Estos artilugios no son imprescindibles ni obligatorios, pero es uno de los más adquiridos al llegar un bebé a la familia.

En inglés la palabra chupete se dice pacifier (pacificador), lo que nos indica claramente su función de sustituir el pecho de la madre para que el niño lo succione y consuele con él.

foco

¿Sabías que este producto se lleva utilizando desde hace muchos años, aunque antiguamente se usaba una muñeca de tela mojada en agua azucarada?

¿Qué ventajas y desventajas tiene el uso del chupete?

Como ya hemos comentado, la mayoría de familias utilizan los chupetes, pero realmente no son totalmente necesarios para el bebé, ya que la principal fuente de tranquilidad para el pequeño es el pecho de la madre. Sin embargo, en ocasiones es imposible calmarlo de esa manera, como en el coche. Todos debemos conocer los siguientes aspectos:

Ventajas Desventajas
Son un gran tranquilizador y calmante por el succionado. Puede interferir con la lactancia materna, por ello se recomienda usarlos una vez la lactancia esté asentada y asegurada.
Dada esa función les ayuda a dormir más rápido. Puede ser un vicio para el pequeño al tener la necesidad de usarlo.
Reducen el riesgo de Síndrome de la Muerte Súbita del Lactante, ya que favorece la correcta posición de la lengua y respiración. Si se usa de forma incorrecta (tetina muy grande o durante demasiado tiempo) puede provocar problemas dentales.
Ayudan a calmar las molestias de la aparición de los dientes, ya que los bebés los pueden morder con las encías.  

¿Hasta qué edad están recomendados los chupetes?

Es fundamental saber que el uso prolongado de los chupetes puede provocar más riesgos que ventajas, por lo que hay que seleccionar el chupete adecuado a cada momento y quitarlo cuando ya no sea necesario. Para empezar, si el bebé lo rechaza no hay que insistir en su uso, ya que como hemos dicho no es fundamental.

A medida que el niño crece debemos administrar el uso de este producto, la recomendación es ofrecerlo en la siesta o durante la noche y no por el día hasta el primer año. Después lo indicado es retirarlo y como máximo usarlo hasta alrededor de los tres años, pero no más porque puede provocar riesgos.

Bebé con suéter rojo

El diseño debe evitar las rozaduras, con bordes redondeados y adaptados a la boca del bebé, con tetina adecuada y orificios de ventilación.
(Fuente: Jimmy Lopes: 2296489/ 123rf.com)

¿Qué tipos de chupetes hay?

Podemos clasificar los chupetes de muchas maneras, pero una de ellas es según la forma que presenta la tetina. Podemos encontrar tres tipos diferentes, los cuales hemos organizado y descrito en la siguiente tabla para que te sea más fácil diferenciarlos a la hora de comprar un chupete para tu bebé:

Tipos de tetinas Descripción
Tetina anatómica Su forma es de gota, es similar a la apariencia del pezón materno y se adapta bien al paladar.
Tetina fisiológica Es plana y simétrica, no presiona el paladar pero es menos similar al pezón.
Tetina de cereza o redonda Es totalmente esférica y ha sido la más común hasta ahora.

¿De qué están formados los chupetes?

Podemos encontrar dos materiales principales para la fabricación de los chupetes de bebés. En primer lugar, están los formados por caucho o látex, es un material natural de color ámbar que presentan un producto blando y suave. Su textura es más similar al pezón de la mama y soporta mejor los mordiscos.

En segundo lugar, tenemos los creados a partir de silicona, que presenta mayor rigidez que los anteriores, por lo que duran más tiempo pero soporta menos los mordiscos. A pesar de esa característica, cada vez se trabaja más para que simulen el tacto del pecho materno. Su color característico es transparente.

¿Qué recomendaciones de uso tienen los chupetes?

Ya hemos observado que las posiciones en cuanto se refieren a la utilización o no del chupete son variadas, ya que como casi todo tiene sus ventajas y sus desventajas. Es sin duda la preferencia del niño lo que cuenta en este caso, y que los padres sepan darle un buen uso al producto. Por ello hemos recopilado algunas recomendaciones:

  • No ofrecer el chupete hasta que la lactancia esté bien asentada, aproximadamente hasta después del primer mes de vida.
  • Ofrecerlo para dormir la siesta o por la noche, el resto de tiempo consolarlo de otra manera, preferiblemente con el pecho y con cariño.
  • Si el bebé lo rechaza, no imponerlo.
  • Cuando veamos signos de deformidad retirarlo rápidamente, se recomienda como máximo cada dos meses.
  • Lavarlo a menudo para evitar infecciones, utilizar varios y no todo el tiempo el mismo chupete.
  • Usarlo lo menos posible, y como máximo hasta los tres años, preferiblemente eliminarlo antes de los dos años.
  • No dejarlos cerca de fuentes de calor o al sol, ya que se dañan las tetinas.
  • No utilizar cordones o cintas para sujetarlos, solo agarrarlos con broches pinza homologados.
Asociación Española de Pediatría

«El uso del chupete se encuentra muy arraigado en las sociedades desarrolladas, ya que calma el llanto de un bebé, ayuda a conciliar el sueño, y reduce el estrés y el dolor en procedimientos desagradables, situaciones que provocan preocupación y ansiedad en los padres».

Criterios de compra

Una vez hemos conocido lo básico sobre este producto es necesario fijarnos en ciertas cosas antes de comprarlo. Estos puntos son los que vas a necesitar para dar con el chupete correcto y que cumpla su función de consuelo con tu bebé. Los criterios fundamentales de compra son los siguientes:

  • Edad recomendada
  • Materiales
  • Diseño
  • Seguridad
  • Tetina

Edad recomendada

Es necesario antes de comprar un chupete, y en general en cualquier producto infantil del mercado, fijarnos en la edad de uso recomendada por el fabricante. Siempre debemos adquirir el que equivale a la etapa de nuestro hijo porque su forma y tamaño estarán adaptados a sus medidas y serán seguros para su salud.

En caso contrario, comprar un chupete más grande puede provocar problemas en los dientes, molestarle o incluso poner en riesgo su bienestar. Este producto infantil está presente en prácticamente todas las familias, pero no debe tomarse a la ligera y permitir cualquiera, debemos utilizar el que toque en cada momento.

Chupetes sobre toalla

El tamaño de la tetina debe ser el adecuado a la edad de nuestro pequeño.
(Fuente: 罗 宏志: 18870828/ 123rf.com)

Materiales

A la hora de hablar de lo que está formado un chupete podemos diferenciar entre los materiales de la tetina y los materiales del escudo. Como ya hemos visto en cuanto a la tetina encontramos de látex, más resistente pero deformable, y de silicona, más rígida pero menos duradera. La elección depende de los gustos de cada niño y familia.

En cuanto al escudo podemos encontrarlo de plástico: es el más común, debe ser adquirido libre de BPA, disponen de muchos colores, diseños y formas, aunque suelen ser redondos o con silueta de mariposa. También los hay de goma por completo, con el mismo material que la tetina, que por supuesto son más blandos.

Diseño

En cuanto al diseño, no solo hablamos de que el chupete sea atractivo, sino que sea un producto seguro. El diseño debe evitar las rozaduras, con bordes redondeados y adaptados a la boca del bebé, con tetina adecuada y orificios de ventilación. Debe llevar asa de seguridad para poder agarrarlo con facilidad.

Después, si el diseño de la forma nos da la seguridad que necesitamos, ya podremos fijarnos en otras cosas como la variedad de colores o dibujos que podemos ver hoy en día. Encontramos desde los más básicos hasta algunos más trabajados, como es el caso de los chupetes MAM de Babyartikel, que tienen atractivas colecciones.

Asociación Española de Pediatría

«Los bordes deben estar protegidos o redondeados para evitar cortes o heridas. El disco del chupete debe tener al menos dos orificios de ventilación de un mínimo de 4 mm diámetro».

Seguridad

En el criterio anterior hemos hablado ya un poco de seguridad, puesto que un buen diseño es clave para lograr un producto apto para bebés sin ningún tipo de problema, y más cuando se usa desde que es recién nacido. Recuerda que para que sea seguro también debe ser de la edad adecuada, siempre la etapa en la que se encuentra tu hijo.

Tetinas

Hemos conocido un poco a fondo los tipos de tetinas que hay y sus características particulares, pero volvemos a nombrarlas porque si elegimos la adecuada nos dará la seguridad que necesitamos. El tamaño de la tetina debe ser el adecuado a la edad de nuestro pequeño, la forma depende de las necesidades que tengamos.

Antiguamente se usaba la tetina fisiológica, pero está menos recomendada ya que se ha demostrado que la anatómica favorece más la salida de los dientes. Sin embargo, las anatómicas no están indicadas para la lactancia materna, ya que pueden interferir por su forma. Depende del caso concreto de cada familia y el bebé en particular.

Bebé acariciado por mamá

No ofrecer el chupete hasta que la lactancia esté bien asentada.
(Fuente: David Pereiras Villagrá: 24371408/ 123rf.com)

Resumen

Los chupetes son objetos que simulan la forma del pezón de la mama para conseguir calmar o consolar al bebé cuando no es posible hacerlo de forma natural. No son un producto indispensable, pero son de los más comunes en todas las familias. Los encontramos de látex y de silicona principalmente, con tetinas de diferentes formas.

A la hora de adquirir uno es fundamental saber la edad para la que está recomendado, ya que esto nos aportará la seguridad que necesitamos para darle un buen uso. También debemos fijarnos en otros factores como sus materiales, que por ejemplo sea libre de BPA, o su diseño, que tenga orificios de ventilación y asa de seguridad.

Espero que te haya gustado este artículo sobre chupetes y te ayude a la hora de elegir el más adecuado para tu bebé. ¡Puedes compartirlo y contarnos en comentarios tus impresiones!

(Fuente de la imagen destacada: Mukhina1: 36982917/ 123rf.com)

Califica este artículo

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
24 Voto(s), Promedio: 5,00 de 5
Cargando…